top of page

Los anuncios de economía: la inflación y el día después

Actualizado: 2 sept 2023

Este domingo el ministro de Economía realizó una serie de anuncios que según indicaron tienen como objeto alivianar el efecto de la devaluación. Sin embargo, muchas de estas medidas terminaran teniendo un impacto en la inflación. Por otro lado, con respecto al sector exportador ¿hubo anuncios o reanuncios?

Lunes 28 de agosto de 2023, Mg. Yanina S. Lojo


Este domingo el ministerio de Economía comunicó una serie de anuncios que, aunque se esperaba que se distribuyeran durante toda la semana, llegaron todos juntos y a través de las redes. Se esperaba que, durante el día de hoy, los ministros de las diferentes áreas explicaran en detalle las diferentes medidas.


Los anuncios ya anunciados


Ayer el ministro volvió a anunciar algo que había confirmado hace casi un mes atrás, cuando se estaba lanzando el dólar maíz, que seis economías regionales iban a tener desde el mes de septiembre retenciones cero (0%). ¿Cuáles? Entre las mencionadas por el ministro se encuentran el vino, el mosto, el arroz, el tabaco, la producción forestal, y la cáscara de citrus. Siempre que se traten de productos manufacturados de estos productos. Obviamente habrá que esperar a que se publique la normativa para conocer exactamente que posiciones arancelarias (NCM) quedan alcanzadas.


Otro anuncio reciclado fue el vinculado con la entrega de fertilizantes. Ayer se confirmó que se llevará adelante en el marco de un nuevo programa de siembra de trigo y maíz la entrega de hasta 5 toneladas de fertilizantes a productores en emergencia agropecuaria a partir de un convenio con YPF Agro.


También se confirmó que se continuará con el programa Puente al Empleo, para el sector agropecuario. ¿En qué consiste? En que aquellos que sean tomados de manera formal por empresa del sector podrán mantener su plan durante un año.


Nuevo dólar soja recargado


En un contexto, en donde se estima que quedan pocas toneladas de sojas sin liquidar y las aceiteras ven con preocupación sus operaciones, se anunciaría una nueva versión de este tipo de cambio diferenciado. El Programa Incremento Exportador actual finaliza el jueves, y se lanzaría una nueva versión. La diferencia sería que los exportadores tendrían la posibilidad de disponer hasta de un 25% de las divisas para comprar el poroto de soja para procesar. Se buscaría de esta manera, obtener unos USD 2.500 millones.


Según trascendió en algunos medios, dado que aun no esta publicada la letra chica, el 25% en cuestión se liquidaría al tipo de cambio del Contado Con Liquidación. Por lo cual, un parte de la exportación sería liquidada al tipo de cambio oficial y el 25% al CCL. De esta manera, se habla de que el precio por tonelada de soja podría estar entre los $125.000 y los $150.000.


Líneas de financiamiento para las exportaciones


También se confirmaron dos líneas nuevas de prefinanciación de exportaciones. Una sería a través del Banco Nación (BNA) por unos USD 550 millones. La otra sería a través del Banco de Inversión y Comercio Exterior (BICE), por un total de USD 770 millones.


¿Y las PYMES?


El gobierno anuncio que se ampliará la línea de crédito con un incremento en la bonificación de la tasa para la línea CREAR. Al mismo tiempo, indicaron que se podría en funcionamiento el ya mencionado “Legajo Único Financiero”. Según creen desde el gobierno podría mejorar el acceso al crédito de las PYMES ya que todas las entidades financieras tendrán acceso a la misma información de manera digital.


Por otro lado, en relación con la famosa suma fija para empleados, el gobierno acompañaría, pero en parte a las empresas.


Suma fija para empleados del sector público nacional y sector privado


El gobierno dispuso el pago de una suma fija de $ 60.000 para los trabajadores públicos y privados. También se otorgó el pago de un bono único de $ 25.000 para todos los empleados de casas particulares inscriptos bajo dicho régimen. En este último caso, el pago será en dos veces y los empleadores podrán recuperar hasta el 50% si el ingreso del hogar no supera los $2.000.000. El tramite para solicitar el mismo se deberá realizar en el Ministerio de Trabajo.


El bono de $60.000 va a ser pagado en dos veces durante los meses de septiembre y octubre. Según explicó la ministra de Trabajo, se tratarán como una suma fija no remunerativa que será absorbida más adelante durante la renegociación paritaria. Según trascendió, cobraran el bono todos los trabajadores cuyos ingresos netos no superen los $400.000 netos.


En este caso, los empleados del sector publico provincial y municipal no han quedado comprendidos, y por lo tanto, dependerá de cada distrito si acompaña la medida.


El sector privado como siempre poniéndole el pecho


Mientras que el gobierno anuncia ajustes en los ingresos de los empleados privados, se olvida de remarcar que será el empleador quien deberá hacer el esfuerzo y luego esperar que el Estado haga la contribución que no será al 100% para todas las empresas. ¿Por qué? Porque solo las PYMES tendrán un acompañamiento en la medida, ¿de cuánto? Las MICRO PYME será del 100% mientras que en el caso de ser PYME solo el 50%.


¿Cómo se recuperará lo pagado en concepto de suma fija? Las empresas tendrán que descontárselo de sus contribuciones patronales. Así que si sos una PYME el 50% de la suma fija saldrá del bolsillo de la firma con un impacto directo en el flujo de caja.


Recordemos que PYME incluye micro, pequeña y mediana. En este caso, pareciera que las medianas deberán absorber por completo el impacto de la suma fija.


¿Qué pasa con los monotributistas?


Esta fuerza de la economía en general es relegada y suele recibir muy poco apoyo. La medida anuncia ayer por el gobierno se mantiene en esa línea. Ya que se anunció un alivio para las categorías A, B, C y D, quienes no pagarán durante seis el componente tributario de este gravamen.


Por otro lado, se definió que se brindaría una línea de crédito especial de hasta $4.000.000 en hasta 24 cuotas. En cuanto a la tasa, sería a la mitad de la actual y la garantía sería del Estado. Sin embargo, el monto total al cual se podrá acceder dependerá de la categoría del monotributista.


Nuevamente, se habló de la puesta en marcha del monotributo productivo que ya en varias oportunidades se ha mencionado. Lo que no se dijo nada es del monotributo tech que sigue sin avanzar, y que tanta falta le hace a un montón de trabajadores.


Más acuerdos de precios y congelamientos


Según explicó el ministro de Economía se habría llegado a un acuerdo con más de 400 empresas para que los aumentos se mantengan en torno al 5% para productos de productos de higiene y alimentos.


Asimismo, confirmaron congelamiento de precios hasta el 1º de noviembre de combustibles, medicamentos y prepagas. Esto implica que los aumentos que se aplicaron hasta ahora se mantienen.


Medidas sociales


Se informo que los jubilados y pensionados que perciben el haber mínimo recibirían un refuerzo de $37.000 para los meses de septiembre, octubre y noviembre. Recordemos que hace unos días se había anunciado un refuerzo por $27.000, por lo que la medida anunciada ayer representa solo un incremento de $10.000 con respecto al último anuncio. Según explicaron fuentes oficiales, los jubilados y pensionados de la mínima pasarán a cobrar $ 124.000 solo por el refuerzo. La pregunta que muchos se hacen es ¿qué pasa con el resto de los jubilados? Nada. Por el momento, no se anunciaron modificaciones al respecto.


El ministro de Economía confirmó que se devolverán hasta $18.000 en concepto de reintegro de IVA a las compras que se realicen con tarjeta de debido.


También se confirmó que se reforzará la Tarjeta Alimentar con un ingreso extra y que a partir de noviembre aplicará una suba del 30%.


Por otro lado, los trabajadores podrán acceder a una línea de crédito de $ 400.000 en 24, 36 o 48 cuotas, Según indico el ministro los fondos se depositarán en tu tarjeta de crédito bancaria dentro de los 5 días hábiles. Aunque no se han dado muchos detalles sobre esta línea de crédito se supo que se realizará de manera electrónica y que el pago se podría debitar del salario.


Por otro lado, aquellos que son beneficiarios del programa Potenciar Trabajo, tendrán un refuerzo de dos cuotas. El refuerzo será de $20.000 que se pagará en dos cuotas en septiembre y octubre.


El costo y el día después


Se estima que la aplicación de todas estas medidas tendrá un costo para el Estado de unos $500.000 millones, esto equivale a 0.5 puntos del PBI. Y probablemente genere un resultado final peor que la situación actual.


Con una devaluación en el mes de agosto cercana al 27%, contando el crawling peg que llevó adelante el BCRA en las primeras semanas, estas medidas lejos están de recomponer el poder de compra de los argentinos. Que gracias a la inflación en junio ya venían con un sustancial retraso en su recomposición. En otras palabras, salvo los asalariados del sector público, el resto de la economía estaba perdiendo contra la corrección de precios en la economía.


En breve el efecto de la devaluación será completamente licuado por el aumento de precios, y estos placebos que se están ofreciendo no serán suficientes, por el contrario, al alimentar la emisión monetaria continuarán fomentando la inflación.


La olla a presión que se genera con los congelamientos y acuerdos de precios lo único que hacen es poner en riesgo el día después, mientras que al mismo tiempo se adelantan decisiones de formación de precios. ¿Por qué? Porque aquellos que quedaron fuera de los acuerdos empezarán a aplicar subas en sus precios previendo que una vez que se caigan los acuerdos, el salto será más que sustancial. Asimismo, el mercado hoy descuenta que se viene un nuevo ajuste en el tipo de cambio. Y considerando las trabas que hay para pagar las importaciones no quedan dudas que las empresas comenzaran a tomar políticas de coberturas. ¿Si hoy tengo que vender un producto, pero no sé cuando lo voy a pagar a qué precio lo comercializó?


Todos queremos lo mejor para la sociedad, pero seguir fomentando la emisión monetaria, ahogando a las empresas y no tomando decisiones macroeconómicas que estén orientadas a corregir los desequilibrios no se va a encontrar la salida. Es llamativo que cuando el FMI pide que se implementen medidas para ajustar el gasto, se tomen este tipo de decisiones. ¿Qué va a pasar en la revisión de noviembre? ¿O esa ya no importa si no se logra pasar el test de octubre?


Los exportadores argentinos son muchos más que solo los que poseen aun soja para liquidar, ¿y para ellos qué hay? Solamente para algunas economías regionales una quita de retenciones. Pero ¿y el resto? Es hora de tomarse el comercio exterior en serio, tanto el sector importador como el exportador, más si tenemos en cuenta como funciona la matriz productiva argentina. Sino difícilmente salgamos adelante.




39 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page