top of page

Las expectativas de lo que se vendrá

Comenzó el segundo semestre del año y como todos los meses el Banco Central publicó su Relevamiento de Expectativas de Mercado. ¿Qué ven los principales análistas del mercado de cara a lo que se viene?

 

Martes 11 de julio de 2023, Mg. Yanina S. Lojo

 

El viernes pasado el Banco Central publicó su informe mensual donde releva con respecto a las principales variables macroeconómicas que esperan los análistas del mercado. ¿Qué deparará el segundo semestre?

 

La inflación

 

Si bien el 13 de julio del INDEC dará a conocer el número oficial, y ya el dato de la Ciudad de Buenos Aires adelantó información, la autoridad monetaria consultó al sector privado cuál es la variación de precios que se vivió durante el mes de julio y qué preven que vendrá hacia futuro.


En junio de este año, se espera que la inflación en promedio se ubique en el 7,3%. Los principales analistas corrigieron en general a la baja sus estimaciones tanto para junio, como para julio, agosto y octubre. Pero hicieron ajustes al alza en septiembre y noviembre.



Como se desprende del cuadro anterior, se puede detectar que el punto más bajo de la evolución de precios se habría dado el mes pasado, mientras que en diciembre se proyecta un valor que estaría en el 8,5%.



En cuanto al 2023, la inflación promedio se corrigió levemente a la baja en 142,4% aunque entre los mejores pronosticadores llegaría al 146,5%.


También se redujeron las previsiones para 2024 y 2025: 105% y 54,8% respectivamente. Los próximos 12 meses las estimaciones se redujeron a 161,4%, pero la proyectada para los 24 meses aumentó a 72,2%.

 

Pero como siempre hay que hacer hincapié en la inflación núcleo, ya que no tiene en cuenta la volatilidad en los precios de los bienes ni servicios, ni está afectada por cuestiones estacionales, o sujetos a regulaciones. En este caso, nuevamente hubo una corrección a la baja, y se espera que en junio toque su nivel más bajo en un 7,2%. Sin embargo para diciembre se espera que esté en 8,7%. De esta manera, en promedio de julio a diciembre en promedio se ubicaría en el 7,9%, con una trayectoria ascendente.

 

 

Las previsiones para los próximos doce meses ubican ésta variable en el 162,7%, y para los próximos 24 en 70,5%. De esta manera, para finales de 2023 se ubicaría en el 146,7% entre los que mejor pronosticaron .

 


La tasa de interés

 

En este caso, cuando se les pidió proyectar la tasa de interés nominal anual de referencia para depósitos por 30 a 35 días a plazo fijo, en bancos privados por más de un millón de pesos, la BADLAR promedio se mantendrá durante julio al mismo nivel que en junio. Es decir, una TNA del 92,45%-92,50%. A diciembre de este año, se espera que la misma se encuentré cercana al 108,10% según quienes mejor han realizado estimaciones hasta ahora. Aunque en general, la previsión ubica el valor promedio en 96,98%.

 

El tipo de cambio


Mientras que el gobierno trata de cerrar el acuerdo con el Fondo Monetario Internacional, y uno de los puntos de discusión sería el tipo de cambio, los análistas prevén que el tipo de cambio nominal mayorista promedio mensual de días hábiles para julio podría subir hasta unos $18,31. En junio el mismo se ubicó en los $248,76 y de esta manera, llegaría a los $ 267,07.

 


Entre los que mejor han pronosticado hasta ahora se espera que a diciembre esta variable se ubique en los $441,95. Mientras que para los próximos doce meses, podría llegar a los $744,29.


El nivel de actividad

 

Después de que el INDEC indicará que se registró una leve contracción en la actividad, llega ahora la información recabada por el BCRA donde se prónostica que el PBI para 2023 podría ubicarse en el -3%. Mientras que en 2024, se podría observar una mejora porque la caída solo llegaría al -0,6%. Aunque en este caso, cuando se compara con la previsión del mes anterior se detecta que las proyecciones empeoraron dado que en la misma la caída era del 0,3%. Recién en 2025, se espera que el PBI vuelva a un valor positivo en el 2,6%.

 

Pero la pregunta más significativa es: ¿Qué esperan para el próximo trimestre? Se espera que durante el tercer trimestre de 2023, haya una contracción de la actividad del 1,4%. La variación en el PBI para el cuarto trimestre del 2023 es del -1,2%. Quienes han mejor pronosticado en el pasado, proyectan que en 2023 el PBI caería un -2,3%.

 

El comercio exterior

 

En un contexto más que complicado, donde hay caída en los precios de los bienes exportados, menor producción, faltan los dólares, y las importaciones están realmente complicadas, los datos sobre cómo se espera que evolucione el comercio exterior son importantes. Aunque como todos estos datos son una foto, que puede cambiar en un instante en función de cualquier medida, decisión propia o ajena que se tome.


Con respecto a junio, quienes participaron del Relevamiento indicaron que las exportaciones habrían sido de unos USD 6.368 millones, y los valores para todo 2023 se ubicarían en los USD 70.394 millones, mientras que en 2024 se espera que el monto llegue a los USD 84.184 millones. Dadas las circunstancias especiales, desde 2022 a la fecha las correcciones realizadas al valor total esperado para este año sufrieron un ajuste por unos USD 18.825 millones. Según aquellos que hasta ahora han realizado las mejores estimaciones, se prevé que el año cierre en un valor total de USD 68.267 millones.



¿Y qué pasa con las importaciones? Se estima que en junio alcanzaron un valor de USD 6.599 millones. Se proyecta para 2023 que totalicen unos USD 71.526 millones y en 2024 USD 73.878. Es la primera vez en seis consultas que los valores se corrigen al alza. Si tomamos a los datos de quienes hasta ahora han realizado las mejores estimaciones el valor esperado para 2023 sería de USD 71.903 millones.


Lo que se viene

 

Como bien indicamos al principio del artículo, esta semana se conocerá el valor del IPC según el INDEC para junio. Después del dato de la Ciudad de Buenos Aires, y considerando los valores del Relevamiento, podríamos ver que el número que informe el organismo conducido por Lavagna sea similar. Por ejemplo, en mayo el IPC CABA arrojó un valor del 7,5% y el IPC general se ubicó en el 7,8%.

 

En el medio de todo esto nos encontramos con un contexto complicado, donde la negociación con el FMI sigue su curso pero no hay definiciones aún. Lo cual preocupa más cuando la Consultora 1816 estima que las Reservas Netas Internacionales estarían en los -USD 6.000 millones y nuestro país tiene que enfrentar pago a acreedores públicos y privados y organismos, por más de USD 16 mil millones en todo lo que resta de 2023, incluyendo la deuda al Fondo.

 

Con los valores de pobreza proyectados por organismos privados en un 45%, la posibilidad de una devaluación por parte del gobierno no es viable. Todas las estimaciones hasta ahora realizadas consideran que nuestro país llega a un acuerdo con el organismo multilateral que no sea muy duro. Sin embargo, si el Banco Central se viera obligado a devaluar para que los desembolsos finalmente lleguen, nada de lo hasta ahora analizado se cumpliría y todas las proyecciones cambiarían. El impacto en la inflación, de llevarse adelante una devaluación sería más que significativo. La posibilidad de ofrecer tipos de cambio diferenciados para las importaciones también.

 

El segundo semestre de 2023 plantea muchos desafíos y deberemos surcar por aguas turbulentas. Esperemos que la tormenta no sea tan fuerte como pareciera, en especial para las PYMES que son las que le ponen el pecho y salen a tratar de seguir firmes trabajando, como sea. Porque saben que de ellos depende que la economía del país siga funcionando.

27 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page