top of page

Menos reservas y más controles

Mediante la Res. General Nº962/2023 la Comisión Nacional de Valores estableció una serie de controles adicionales a las operaciones realizadas con determinados instrumentos financieros. ¿De qué se trata?

Miércoles 24 de mayo de 2023, Mg. Yanina S. Lojo


La Comisión Nacional de Valores decidió en el día de ayer mediante una nueva regulación limitar las operaciones que realizan con determinados instrumentos financieros. Se estableció una especie de “parking” adicional para aquellos que hayan comprado determinados instrumentos. Todo esto se da el marco de una complicada situación de las reservas del Banco Central que continúan cediendo aún cuando el dólar agro estuvo liquidando en la última semana.



Las reservas siguen en caída


Según el informe diario del Banco Central, las reservas brutas en el día de ayer se ubicaron en el orden de los USD 32.907 millones, perforando el piso. El lunes estaban en los USD 33.062 millones, por lo que, en una sola jornada, la variación negativa fue USD 155 millones. En la primera jornada de la semana las reservas brutas habían tocado un valor que no se alcanzada desde 2016. En cuanto a las reservas netas internacionales, la opinión generalizada, es que se encuentran por debajo de los USD 1.500 millones – mientras que para algunos se ubican más cerca de los USD 1.500 y para otros de los USD 1.600 millones -, ubicándose en niveles muy bajos y preocupando de cara al futuro.


La situación se vuelve muy preocupante cuando empezamos a mirar el futuro cercano: por un lado, tenemos que pagar los vencimientos con el FMI, pero también hay que afrontar los compromisos de deuda con bonistas. Por ejemplo, el 9 de julio próximo se deberán pagar unos US$ 1.000 millones en intereses por bonos emitidos en la reestructuración de 2020 (Bonares y Globales). Lo más significativo es que los principales tenedores de estos son privados. Se estima que más del 70% está en manos privadas.


En los últimos días el dólar agro ha estado haciendo aportes considerables para reforzar las arcas del Banco Central, y casi llegando a su fin en lo que respecta a la etapa de la soja, no ha dado suficientes resultados. Esta nueva versión del dólar soja lleva liquidados unos USD3.202,1 millones, lejos de los USD 5.000 millones que esperaba el gobierno. Y la ventana se cierra en una semana, pero sólo quedan cuatro ruedas por los feriados.


Que se hayan desprendido de entre USD 500 a USD 700 millones para tratar de achicar la brecha en los dólares financieros, tampoco ha ayudado. Y por ello, es entendible que sigan buscando mecanismo para tratar controlar operaciones vinculadas con estos mercados.


Primero, lo primero: ¿Qué es el dólar MEP?


Su nombre es la simplificación del significado de su nombre. Porque es el dólar que se adquiere a través del Mercado Electrónico de Pagos (MEP). También se lo conoce como dólar Bolsa. ¿Cómo se obtiene? A través de la compra de títulos públicos en pesos y su posterior venta en dólares. En otras palabras, mediante pesos se compra un instrumento financiero que esta denominado en dólares, y con su venta, se obtienen dólares. Es una operación totalmente legal y transparente. Los dólares obtenidos se pueden transferir a una cuenta bancaria y luego retirados.


Como hay diferentes instrumentos dentro del mercado bursátil se puede dar que uno pueda comprar dólares a diferentes precios. Eso hace que se den lugar a posibilidades de arbitraje. ¿Por qué se puede hacer arbitraje? Porque se pueden hacer operaciones con el objeto de sacar ventaja de las situaciones de ineficiencia en los mercados.


¿Y el Contado con Liquidación?


También consiste en una operación mediante la cual se pueden adquirir dólares de manera legal a través de la compra de instrumentos financieros – acciones, títulos de deuda, entre otros -, pero a diferencia del dólar MEP o Bolsa, el resultado de la operación se transfiere a una cuenta en el exterior.

¿Qué estableció la Resolución del Comisión Nacional de Valores?


Si uno adquiere dólares a través de valores negociables de renta fija nominados y pagaderos en dólares estadounidenses emitidos por la República Argentina bajo ley local y/o extranjera, con liquidación en moneda extranjera en jurisdicción local o extranjera, en el segmento de concurrencia de ofertas con prioridad precio tiempo, no podrán por 15 días realizar operaciones con otros títulos o transferirlos al exterior.


Simplificado: si un inversionista compró dólares utilizando bonos como pueden ser los AL o los GD no podrá por 15 días comprar otros instrumentos diferentes o transferir los dólares resultantes al exterior.

Al mismo tiempo, si uno desea comprar cualquier otro tipo de instrumento deberá dar fe que en los últimos 15 días no se han realizado este tipo de operaciones.


La normativa indica que, a los términos de la misma, la conversión entre acciones ordinaria y Certificados de Depósito Argentino o ADR, cualquiera sea el sentido de su conversión, también será considerada como una transferencia de valores negociables desde o hacia entidades depositarias del exterior.


¿Podes retirar los dólares?


Si, podes transferirte esos dólares a tu propia cuenta en el banco y retirarlo sin ningún problema y sin esperar ningún plazo.


¿Por qué se impone esta medida?


El gobierno ha estado interviniendo en los dólares financieros utilizando principalmente bonos AL30 y GD30. Por ello, el ministerio de Economía decidió solicitarle a la Comisión Nacional de Valores que tome medidas para tratar de frenar la “especulación” que ha surgido como consecuencia de las posibilidades de arbitraje que se vienen presentando.


De esta manera, lo que no se va a poder hacer es si te dolarizaste utilizando un AL o un GD, no vas a poder venderlo y dolarizarte con otro, como las LEDES.


¿Qué más suma la resolución?


El punto que fue poco comentado es el artículo 6 bis, que básicamente establece que las Sociedades de Bolsa (ALYCs) a la hora de llevar adelante operaciones de su propia cartera, deberán vigilar que las ventas de valores negociables en moneda extranjera no pueden ser superiores a las operaciones de compras de esos valores.


Más intervenciones, menos soluciones


La decisión de intervenir los mercados financieros no está trayendo el resultado esperado por parte del gobierno, quien cree que el “rulo” estuvo alimentando la situación. Pero la realidad es que el dólar podrá “contenerse” por un tiempo, pero difícilmente puede hacerlo en el largo plazo. El BCRA no tiene ya poder de fuego, y a menos que lleguen dólares frescos por lo cual, cada vez será más difícil sostener un valor del dólar tan bajo, en un contexto inflacionario como el actual y con el horizonte electoral tan cerca. En vez de resolver los problemas de fondo, seguimos con parches y curitas que poco resultado darán.

29 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page